13 may. 2010

AÑO JACOBEO - CAMINO DE SANTIAGO

Este año 2010 es año Jacobeo en Santiago de Compostela, o sea el 25 de Julio cae en Domingo. Así es un año especial para realizar el Camino de Santiago, miles de personas caminarán hacia Santiago incitados por la publicidad. Miles de personas coincidirán en las vacaciones de verano e intentarán dormir en los albergues que hay en el camino de las flechas amarillas. Todo esto sería genial si no fuera porque el idílico viaje para encontrarse así mismo o para hacer turismo barato se puede convertir en una carrera para conseguir cama.

Por experiencia propia recomendaría no hacer el Camino de Santiago en año Jacobeo, como tampoco recomendaría hacerlo en Agosto por la aglomeración de gente. También es verdad que con un ánimo adecuado se puede hacer perfectamente, pero sin exigencias.
No puedes exigir Nada a la gente que se encarga de los Albergues, (los hospitaleros). No puedes exigir una cama blanda o una ducha con agua caliente.
Si necesitas más comodidades pues te pagas un hostal o un hotel. Tenéis que pensar que los albergues se mantienen por asociaciones amigas del Camino y no están ahí para servir las exigencias de los caminantes.
También es verdad que algunos se aprovechan cobrando 10€ por una cena que son macarrones hervidos con tomate frito de lata pero normalmente son albergues privados donde quieren hacer dinero fácilmente.

Como en la vida misma, en este Camino hay de todo, y de todos. Mención especial para los peregrinos que cogen autobuses, que cogen taxis para poder llegar al siguiente albergue y robar el sitio de la gente que lo hace caminando. Los que llevan coches de apoyo y la persona que conduce el coche cargado con todas las maletas duerme en los albergues reservados para los peregrinos caminantes. No sería la primera vez que un peregrino cargado con su mochila después de pasar un día de frío o lluvia se queda sin cama en algún albergue porque algún conductor ha llegado antes.

El principal problema al intentar hacer el Camino de Santiago es saber "que es necesario" y "que no es necesario". Viajar con lo mínimo es lo más difícil de esta vida. Cuanto más pequeña es la mochila que llevas (sin llevar un coche de apoyo lleno de trastos) más puedes valorar lo indispensable de las pequeñas cosas. Una vez unos peregrinos se trajeron muchas latas de conserva para poder comer, el primer día de camino enviaron todas las latas por correo a casa porque era imposible levantar la mochila. No es lo mismo llevar una mochila 5 minutos, que 5 horas.

Muy importante no beber agua de las fuentes que te puedas encontrar por el camino.


A veces desconectar es muy difícil, eso hace que haya gente que nunca descubre el sentido del Camino, cada persona le da un sentido distinto. Hay gente que ha muerto por el afán de acabar el Camino, pero muy posiblemente no sea el llegar al final la meta sino el propio viaje. O el poder ser capaz de abandonar si es necesario.

Supongo que para poder descubrir algo es necesario estar abierto al destino, es necesario tener la mente abierta, es necesario dejar atrás las ataduras, es necesario hacer las cosas sin prisa... y eso, actualmente es muy difícil, por no decir imposible.

Buen Camino.